Luego de un debut tan aplaudido por crítica y público como Súper empollonas, la faceta como directora de Olivia Wilde había levantado una gran expectación de cara a su segundo film. Tras plantearse dirigir Perfect (biopic de la gimnasta Kerri Strug) y ser vinculada al Universo de Marvel de Sony, Wilde decidió que su siguiente proyecto debía ser Don’t Worry Darling, que de hecho iniciaba su rodaje hace dos semanas. No obstante, medios como Deadline revelan que este ha sido paralizado.

El motivo es, como cabe esperar en estos tiempos, el coronavirus. Al parecer un miembro del equipo ha dado positivo por COVID-19 pese a las precauciones seguidas por la producción de New Line, lo que ha provocado que actores y técnicos deban guardar cuarentena durante 14 días. No se ha revelado la identidad de quien ha contraído el virus, aunque Deadline asegura que no se trata de ningún actor del reparto.

Este es, por otra parte, el gran reclamo de Don’t Worry Darling, al estar compuesto por Florence Pugh, Harry Styles (en sustitución del fichado inicialmente Shia Labeouf), Chris Pine, Gemma Chan o la propia Wilde. La película parte de un guion de Katie Silberman y las hermanas Carey y Shane Van Dyke, y se centra en una comunidad utópica del desierto de California en los años 50 a la que va a parar una ama de casa (Pugh) en compañía de su marido (Styles).

Don’t Worry Darling no tiene por el momento una fecha de estreno que pueda ser afectada por esta pausa en el rodaje, al contrario de lo que por ejemplo le pasó a The Batman. La película de Matt Reeves ha tenido hasta la fecha que lidiar con una pausa de varios meses debido al coronavirus, ha vuelto a pausarse cuando Robert Pattinson dio positivo, y ahora lidia con nuevas restricciones debido al retomado confinamiento en Reino Unido, donde se encuentra rodando.

The post ‘Don’t Worry Darling’: La película de Olivia Wilde con Florence Pugh detiene su rodaje por un positivo de COVID-19 appeared first on Cinemanía.