Hace dos años, el arquitecto Vicente Patón (Madrid, 1948) participó, junto con el exdirector de la Escuela de Arquitectura de Madrid Ricardo Aroca y el actual decano del colegio de Arquitectos, José María Ezquiaga, entre otros, en un acto de homenaje a Santiago Amón, el desaparecido crítico de arte paladín del patrimonio histórico y pionero en la defensa de un urbanismo más sostenible (entonces llamado ecológico). Patón decidió homenajear a Amón alertando de que muchos de los problemas denunciados por él seguían vivos. Y concretó su acusación tachando el proyecto Canalejas —una intervención en seis edificios protegidos junto a la Puerta del Sol de Madrid— de “expolio contra el patrimonio histórico”.

Seguir leyendo.

Leer más

Fuente: El País – Cultura